Tratamientos vasculares: Laser y Escleroterapia

Servicios medicina estética


Una vez identificadas las telangiectasias y varices superficiales que pueden ser tratadas con láser, procedemos a aplicar los pulsos de luz láser sobre la piel en el trayecto de los vasos. La mayoría de los pacientes notan una leve molestia, que puede disminuirse con el uso de sistemas de enfriamiento.
Algunos pacientes experimentan una sensación de escozor con cada pulso de láser.

CUANTOS TRATAMIENTOS SON NECESARIOS

Para eliminar la mayoría de las venitas tratadas serán necesarios de uno a tres tratamientos por área. Estos tratamientos se realizan a intervalos de 4 a 8 semanas. En algunas ocasiones pueden ser necesarios sesiones adicionales.

OTRAS TERAPIAS PARA LAS TELANGIECTASIAS Y VARICES DE LAS PIERNAS

La terapia con láser puede combinarse también con la escleroterapia o con la cirugía de varices. La escleroterapia es la inyección de una solución esclerosante dentro de las venas. La cirugía de varices está indicada en casos de insuficiencias venosas importantes.

Después del tratamiento se le puede indicar que utilice unas medidas elásticas especiales que ayudarán a mantener la presión en sus venas. Pueden aparecer pequeños hematomas alrededor de la zona tratada que desaparecerán después de unas semanas. Si la piel se oscurece o pigmenta después del tratamiento, este tipo de coloración tardará más en desaparecer.
Las venas que han conseguido destruirse con los pulsos del láser desaparecerán en un período de dos a ocho semanas. La mayoría de los pacientes retornan a su actividad habitual inmediatamente después del tratamiento.